domingo, 27 de diciembre de 2015

3.13

quémame con tus manos de lumbre
conviérteme en luz, rostro en sueño,
prende mi cuerpo una vez más
hasta consumir
el fuego

siente mi cuerpo en tu cuerpo
como uno solo, como sola
es la llama
como sola la luna sin sueño
en la blancura de alientos
de tu reflejo
       porque te canto un amor
sin límites desde este espejo
que es mi carne,
y de amar me arden las entrañas, mi amor,
por florecer toda tú para mi sangre
       quémame con tus dedos de día
como arde el latido
en un mar de nadie
y prende esta voz, eterna huida,
ahora tuya, como tuyos
los sentidos y el instante
       porque te canto un amor sin límites desde mi cuerpo,
un amor siempre abierto a los brazos
de tu sangre, refugio de venas
para mi sueño

conviértete en luz y quémame
con la lumbre de tus dedos
porque de amar me arden estas palabras
en la boca, amor,
y la noche nos reclama
para el silencio

No hay comentarios:

Publicar un comentario