jueves, 26 de diciembre de 2013

0.47

una lluvia de máscaras rojas

es extraordinario el silencio en este abismo
de pequeñas redes que se encuentran y enredan y besan y miran
como si nunca hubieran mirado antes
como si una mirada anterior hubiera recibido este rostro
este rostro cambiante de rosas por abrir
siempre al filo

el baile de las formas olvidadas
recobra la voz y las voces aún no formadas
sonidos y formas
la mirada del pájaro asesinado
que no conoce y espera
la mirada donde los ríos
han perdido su gama de silencios

una mirada para el mar
una lluvia de máscaras rojas
desnuda de espejos de sangre
y de cuerpos para el sueño

lunes, 23 de diciembre de 2013

Coming right along



"Cuando quieres detenerte lo haces, pero es como un sueño y no puedes parar los sueños; se mueven como quieren, en absurdos fragmentos, y de repente eres capaz de cualquier cosa."

The basketball diaries

sábado, 21 de diciembre de 2013

Shelter as we go...

El sueño acaricia tus sentidos con mano temerosa. Mientras tanto, abrazo tan fuerte tu cuerpo que creo que ya he conseguido traspasar la barrera de la piel. Unión, unión absoluta. Eso es lo que te define y eso es lo que guardaré para siempre en mí, en ti, en nosotras.
Beso tu mirada ausente y los sueños que pareces estar mirando. No eres consciente de ello, pero mis ojos dibujan la caída de tu párpado como si se tratara de la máxima expresión de divinidad vestida de mortalidad.
Y así es.

Te observo e imagino que tu mirada está impregnada de miradas mías que no son capaces de irse; para mí no hay ya otra cosa que pueda mirar.

domingo, 15 de diciembre de 2013

Delicate

el reflejo de la luna
en tus muñecas
para tu cuerpo
desnudo
de noche

tu cuerpo
vestido de marfil
bebiendo de mi pulso
hasta besar el llanto
del latido
exacto

delicada
como una gota en su caída
como el beso del viento
o el susurro del sentimiento
absoluto

delicada
y desnuda de noche
desnuda en mis manos
como algo
tan
delicado

jueves, 12 de diciembre de 2013

0.46 (B)

acariciando la piel del sueño
hasta que la flor
en tu pecho
se abra



Duerme, pequeña... duerme.

lunes, 9 de diciembre de 2013

Canto a la vida

¿canto a qué?
ah, sí
a la vida y a su mirada de puta
ramera absurda que me araña los ojos
y me acaricia con cáncer
has pronunciado muchas veces mi nombre
has gemido
demasiadas veces
mi nombre

pero este sangrado no son lágrimas para vosotros, ojos sin rostro
sabéis que es demasiado tarde para mí
y para mi llanto
desconsolado
y ahora
ebria de odio, narcotizada
enganchada sin razón al útero de la realidad
y lejos de la redención de una mirada nítida
solo puedo dibujar mi propia sombra
mientras un árbol de manos me arranca la columna
como emblema
de tu victoria

y tú

puta rastrera que corteja al viento
mi memoria llora óxido en la noche
porque nada
tiene
peso
nada tiene
consistencia
ni siquiera este escrito de mierda
que poco a poco
muy poco
a poco
cae


ramera absurda que me muerdes las muñecas
no seré yo quien caiga esta vez
no soy yo el nombre que me adjudican
no soy ni siendo en otros nombres que quisiste pronunciar
podridos en tu boca sin principio
tan falsos como el brillo en la noche
reflejo de todo lo superior
espejo sin nombre ni palabra
solo viento y humo y polvo y nada
nada vomitando su propia nada
abismo donde esta conciencia vacía
se evapora

ahora abdica o sangra hasta que la luna gima, zorra sin manos
haz gemir a una noche siempre abierta de piernas
con tu tacto
de humo
alimenta este odio con tus uñas clavadas en mis ojos
porque ya no hay más sangre a la que cantar
desde tu miserable regalo
ya no tengo más dolor para ti
que esta mirada vacía
ahogada
de manos

lunes, 2 de diciembre de 2013

Construcción de tu cuerpo

"Estás desnuda aún, gran flor de sueño,
animal que agita las aguas del alma,
emoción hecha piedra.
Tu realidad vacía pide socorro en la ventana
llora su altura esquiva, resbala su materia,
el deseo de quemarla sube en el sediento fuego.
Bajan sólo las voces, las cintas imposibles amarradas al recuerdo,
dos o tres pétalos.
Un río de agua negra cruza a través de mi sueño.
Mi esfuerzo de zarcillo se malogra en la torre,
en la lisa torre donde vive tu mano
quiebra las uñas de mis gritos.
¿Hasta cuándo bajarás en tu propia voz,
cuándo brotará tu forma?
Los ascensos ilimitados y las aguas profundas
han construido tu nombre,
yo te ofrezco mi sangre para completar tu ser
para vertirte por dentro,
mi amor te esculpirá la carne tallándote igual a ti,
se realizará tu bella espalda,
existirán al fin tus senos que fueron confiados a la nada,
tus ojos previstos desde la eternidad.
Los pájaros llorarán conmigo al oír por primera vez tu voz,
tu voz escogida entre todas las voces
trayéndote asida de la lengua,
¡el agua negra temblará al escuchar tu grito de Materia!
En aires insospechados flota tu tensa arquitectura,
tus medidas luchan contra los abismos,
pero cada uno de tus nervios va siendo colocado,
se prueba la integridad de sus sonidos
para que el victorioso piano toque la música de tu cuerpo en movimiento.
La derrota del vacío vendrá a colmar mis venas perfumadas
a dar el primer vino a la sed del fuego.
Tu sufrimiento de vivir ha sido catalogado
entre las cosas más lindas del universo,
el tributo de amor más grande que se conoce.

Un temblor ignorado invade tu esencia
pues la emoción de encontrarme aún no conoce las palabras,
tus oídos sin existencia no recogerán todavía estos versos
pero sabes que te espero en el puente de mi carne
alzando hacia ti mis brazos en llamas
con todo mi pequeño ser pidiendo tu realidad,
rogando la certeza de su sueño.

Tendrás que ser al fin, porque conozco tu perfume secreto,
porque sé tu nombre que nunca ha sido pronunciado,
porque he sentido en el aire el molde de tu cuerpo,
porque encontré en el espacio el lugar de tus manos
y en el tiempo la hora de tu caricia.
Porque este poema tuyo, desde lejos
lo dictas tú en silencio,
porque mis brazos se extienden hacia ti sin quererlo,
porque esto es demasiado para el sueño."

Joaquín Pasos

domingo, 1 de diciembre de 2013

Música tuya


"¿Es verdad que te gusta verte hundida
en el mar de la música; dejarte
llevar por esas alas; abismarte
en esa luz tan honda y escondida?

Si es así, no ames más; dame tu vida,
que ella es la esencia y el clamor del arte;
herida estás de Dios de parte a parte,
y yo quiero escuchar sólo esa herida.

Mares, alas, intensas luces libres,
sonarán en mi alma cuando vibres,
ciega de amor, tañida entre mis brazos.

Y yo sabré la música ardorosa
de unas alas de Dios, de una luz rosa,
de un mar total con olas como abrazos."

Blas de Otero

domingo, 24 de noviembre de 2013

Y le llevaban plumas y flores...


"Con cada vez que te veo
nueva admiración me das,
y cuando te miro más,
aún más mirarte deseo.
Ojos hidrópicos creo
que mis ojos deben ser,
pues cuando es muerte el beber
beben más, y desta suerte,
viendo que el ver me da muerte
estoy muriendo por ver.
Pero véate yo y muera,
que no sé, rendido ya,
si el verte muerte me da,
el no verte qué me diera.
Fuera más que muerte fiera,
ira, rabia y dolor fuerte;
fuera muerte, desta suerte
su rigor ha ponderado,
pues dar vida a un desdichado
es dar a un dichoso muerte."

Pedro Calderón de la Barca


(Y ya no veo otra cosa...)

sábado, 23 de noviembre de 2013

Cabaret


"Willkommen, bienvenue, welcome! Fremde, étranger, stranger..."

jueves, 21 de noviembre de 2013

0.07

creyendo conocer la verdad
enredada en los hilos
del tiempo
máscara máscara máscara
brechas abiertas para la ficción
bajo la máscara

tengo tres años para santigüarme
he pecado de soberbia y
he guardado un milímetro de mi sangre
para teñir la cicatriz
que retumba en los oídos
de la máscara

en el agua y en el aire y
en la mente enterrada
árboles de materia perdida hunden sus raíces
en la superficie del rostro
en la superficie
del niño muerto y en sus pequeños ojos
de cristal fundido
en el agua y en el aire
el centímetro arrancado del rencor
para domar al árbol de manos que sujeta
cada una
de nuestras costillas

por encima
la infinita máscara del sueño
y todo ello
en eterna dualidad bajo la sombra del mundo
como un fruto podrido aferrado a la cáscara

y las uñas del amanecer
levantando la tierra
con la que intentamos enterrar
poco a poco
con nuestra piel
el teatro
de la máscara

martes, 19 de noviembre de 2013

23.59

cuando la vida parecía doblarse
y desdoblarse
y vomitar sin control

cuando la noche
me acuchillaba la garganta
para hacer más oscura
mi propia sombra

cuando era mi sombra
la que se desdoblaba
para acuchillarme
en un vómito eterno
que llenaba las manos y las encadenaba
a un árbol de mil brazos

en el momento exacto en que
la última de las arterias
encontró su repliegue
en mi hendidura

apareciste

Q/T


"Llegó cuando la luna, rojiza, se colgaba por el poniente.
Entró en la cueva sin ser sentido por los cuatro tamemes del séquito, los que habían hecho la serpiente y que estaban adorándola.
Acababan de sacrificar una paloma cuya sangre chisporroteaba aún en las brasas, junto con el copal. Un humo denso y perfumado invadía la cueva hasta emborrachar los sentidos. Estaban sentados y se movían rítmicamente, mientras se pinchaban las orejas para sangrarse y se pasaban cuerdas por la lengua. Las luces de las brasas hacían rojo el ambiente. La serpiente parecía moverse. Cantaban algo en común, en bajo susurro. Habíanle puesto ojos de obsidiana a la serpiente, que parecía mirar a todos. Los ojos brillaban como propios, como vivos.
Acatl no pudo separar los suyos de la serpiente. El humo del copal y el color de la sangre quemada inundaron sus sentidos. El ritmo del canto se le empezó también a pegar en el cuerpo y se postró. Empezó también a murmurar su intención.
Los tamemes lo vieron un gran rato, sin dejar de hacer lo que hacían. Acatl extendió sus manos y le pasaron agujas y cuerdas con las que también se torturó.
En verdad es el gemelo precioso susurró Acatl. Él nos unirá a todos. Él dará fuerza a Quetzalcóatl para que a todos nos haga fuertes y puros. Es su imagen, es como el eco de su madre, la que lo buscó desde los cielos cuando yo lo buscaba en la tierra y en el mar.
¡Sí! dijeron los tamemes. ¡Esta es la imagen que entendemos! ¡La otra está desnuda y seca! Es un árbol seco y triste, no tiene colores y a nada se parece. ¡Esta es la imagen gemela de Quetzalcóatl! Lo que él quiere y no lo sabe; lo que sabrá cuando se le quite la niebla de su mente; cuando recuerde su mundo y su origen."

Quetzalcóatl
(José López-Portillo)

lunes, 18 de noviembre de 2013

Hi ha una flor... em penso que m'ha domesticat...

"—Sou boniques, però sou buides —continuà dient—. Ningú no pot morir per vosaltres. Un que tot passant veiés la meva flor, la que jo tinc, de segur que la trobaria semblant a vosaltres. Però ella sola és més important que totes vosaltres, perquè és la que jo he regat. Perquè és la que jo he posat sota una campana. Perquè és la que jo he protegit amb el paravent. Perquè és aquella de la qual he mort les erugues (tret de dues o tres, per allò de les papallones). Perquè és la que jo mateix he sentit queixar-se, o vantar-se i fins de vegades callar. Puix que és la meva rosa.
I va tornar cap a la guineu.
—Adéu —digué.
—Adéu —digué la guineu—. Heus aquí el meu secret. És molt senzill: només hi veiem bé amb el cor. Tot el que és essencial és invisible als ulls.
—Tot el que és essencial és invisible als ulls —repetí el petit príncep per tal de recordar-se'n.
—És el temps que has perdut per la teva rosa, que l'ha feta tan important.
—És el temps que he perdut per la meva rosa... —féu el petit príncep per tal de recordar-se'n.
—Els homes han oblidat aquesta veritat —digué la guineu—. Però tu no l'oblidis. Et fas responsable per sempre més del que tu has domesticat. Ets responsable de la teva rosa.
—Sóc responsable de la meva rosa... —repetí el petit príncep, per tal de recordar-se'n."

Antoine de Saint-Exupéry


La meva rosa...

domingo, 17 de noviembre de 2013

Numbered and labelled

Me gustaría encontrar una grieta a través de la cual bucear hacia el sueño, un lugar blanco donde desprender el fino hilo de mi conciencia de la aguja de esta realidad fragmentada; el punto nítido, la pupila contraída en la que se sumerge la luz hasta cegar cada miserable resquicio de sombra diluida.
Estoy cansada de estar cansada y de alargar frases estúpidas con significados vacíos.
Cansada del árbol de manos que me aprieta las costillas.
Cansada, muy cansada. Pero hasta que llegue el olor del sueño a esta habitación, me conformaré con absorber la única luz que no me derrite las retinas.

Con ello, el descanso.

sábado, 9 de noviembre de 2013

Deseo


"Sólo tu corazón caliente,
y nada más.

Mi paraíso un campo
sin ruiseñor
ni liras,
con un río discreto
y una fuentecilla.

Sin la espuela del viento
sobre la fronda,
ni la estrella que quiere
ser hoja.

Una enorme luz
que fuera
luciérnaga
de otra,
en un campo de
miradas rotas.

Un reposo claro
y allí nuestros besos,
lunares sonoros
del eco,
se abrirían muy lejos.

Y tu corazón caliente,
nada más."

Federico García Lorca

jueves, 7 de noviembre de 2013

Prólogo en el origen

Tezcatlipoca y Quetzalcóatl

"¡Omeyocan! Y me remontaré al lugar dos, donde sólo hay Vientos y Tinieblas, el Yoalli Ehecatl, donde se arremolina la quietud infinita, antes de la voluntad unitaria del Verbo.
Ya ahí. ¿Soy alguien yo? -digo en mi espíritu.
Ya ahí. ¿Soy éste que soy?
Antes del tiempo, en un punto sin espacio, en el ombligo donde revierten, en recíproco remolino oscuro, lo infinitamente grande en lo infinitamente pequeño; en el ombligo donde el Diverso se hace Universo, donde el Tloque Nahuaque es tempestad nocturna de todas las posibilidades; donde el Señor de la Noche, el Negro Tezcatlipoca, se niega, revienta en luz y nace el universo que quiere conformar Quetzalcóatl, el gemelo precioso, pluma en la escama. Repto y vuelo. Águila y serpiente.
Se crearon los soles.
Se crearon las plumas.
Se crearon los tigres.
Se crearon los cantos.
Empezó el dolor y ya latía la sangre.
"Yo soy el que Es" -dijo el Verbo.
"Yo sé lo que Soy" -dijo el hombre.
Y desde entonces, salió de las manos de su Creador y quedó bajo su propio cuidado.
Yoalli Ehecatl.
¡Viento y Tinieblas!"

Quetzalcóatl
(José López-Portillo)

miércoles, 6 de noviembre de 2013

28:06:42:12

"If the sky were to suddenly open up there would be no law, there would be no rule; there would only be you and your memories... the choices you've made and the people you've touched. The life that has been carved out from your subconscious is the only evidence by which you will be judged... by which you must judge yourself. Because when this world ends, there will only be you and him... and no one else."

Donnie Darko

domingo, 3 de noviembre de 2013

23:29



Observé cómo dormía durante toda la noche. A veces se giraba y respiraba algo más fuerte, con agitación, haciendo vibrar mi preocupación y mis ganas de abrazar su sueño. Inmediatamente buscaba mi brazo y, al encontrarlo, su respiración retomaba una tranquilidad que balanceaba lentamente su cuerpo con la delicadeza de una pluma que cae poco a poco, de forma pendular, dibujando pequeñas ondas en su caída. Otras veces me abrazaba con una sonrisa que iba relajándose hasta dejar su boca entreabierta y su gesto calmado. Recuerdo esas veces con especial cariño; me acercaba tanto a su pecho que sentía que podría atravesar su piel y quedarme allí, dentro de su calma. Durante todas esas ocasiones intenté besar su corazón como si este se tratara de agua para mi sed.
A lo largo de la noche no dejé de mirarla ni un solo segundo. Llené su mirada ausente de miradas mías que la buscaban más allá de la noche y de su estado de somnolencia, más allá de los segundos y del casi inexistente espacio que nos separaba. Me preguntaba con frecuencia si ella estaría pensando en mí en la alternancia de aquellos episodios nocturnos de giros y respiraciones que se dilataban y contraían tanto como yo pensaba en ella en la extensión de todo mi tiempo. Al no obtener una respuesta, opté por continuar acariciando su pelo, sus mejillas, sus hombros, sus párpados.
En una ocasión abrió los ojos. Brillaban. Pensé que ese brillo debía ser similar a la luz cegadora que nos acoge cuando abrimos los ojos por primera vez; una luz inmensa, infinita, pero amable y sosegada a la vez, como un abrazo dispuesto a permanecer ejerciendo la misma presión sobre nosotros durante toda su existencia. Después me dio los buenos días y volvió a entrar en un profundo sueño.
Observé cómo dormía durante toda la noche y cuando al fin llegó el verdadero "buenos días" recordé que yo todavía no había dormido, pero eso no era realmente importante.
No era para nada importante.

Comptine d'une autre été



Con la ventana del pecho abierta de par en par para acoger la luz del único sol que no exige sacrificios.

jueves, 31 de octubre de 2013

El enamorado y la muerte

"Un sueño soñaba anoche   soñito del alma mía,
soñaba con mis amores,   que en mis brazos los tenía.
Vi entrar señora tan blanca,   muy más que la nieve fría.
—¿Por dónde has entrado, amor?   ¿Cómo has entrado, mi vida?
Las puertas están cerradas,   ventanas y celosías.
—No soy el amor, amante:   la Muerte que Dios te envía.
—¡Ay, Muerte tan rigurosa,   déjame vivir un día!
—Un día no puede ser,   una hora tienes de vida.

Muy deprisa se calzaba,   más deprisa se vestía;
ya se va para la calle,   en donde su amor vivía.

—¡Ábreme la puerta, blanca,   ábreme la puerta, niña!
—¿Cómo te podré yo abrir   si la ocasión no es venida?
Mi padre no fue al palacio,   mi madre no está dormida.
—Si no me abres esta noche,   ya no me abrirás, querida;
la Muerte me está buscando,   junto a ti vida sería.
—Vete bajo la ventana   donde labraba y cosía,
te echaré cordón de seda   para que subas arriba,
y si el cordón no alcanzare,   mis trenzas añadiría.

La fina seda se rompe;   la muerte que allí venía:
—Vamos, el enamorado,   que la hora ya está cumplida."

miércoles, 30 de octubre de 2013

You always find another womb to grow

"Yo, Nezahualcóyotl, lo pregunto:
¿Acaso de veras se vive con raíz en la tierra?
Nada es para siempre en la tierra:
sólo un poco aquí.
Aunque sea de jade se quiebra,
aunque sea de oro se rompe,
aunque sea plumaje de quetzal se desgarra.
No para siempre en la tierra:
sólo un poco aquí.”

Nezahualcóyotl

martes, 29 de octubre de 2013

15


"Me gustas cuando callas porque estás como ausente,
y me oyes desde lejos, y mi voz no te toca.
Parece que los ojos se te hubieran volado
y parece que un beso te cerrara la boca.

Como todas las cosas están llenas de mi alma
emerges de las cosas, llena del alma mía.
Mariposa de sueño, te pareces a mi alma, 
y te pareces a la palabra melancolía.

Me gustas cuando callas y estás como distante.
Y estás como quejándote, mariposa en arrullo.
Y me oyes desde lejos, y mi voz no te alcanza:
déjame que me calle con el silencio tuyo.

Déjame que te hable también con tu silencio
claro como una lámpara, simple como un anillo.
Eres como la noche, callada y constelada.
Tu silencio es de estrella, tan lejano y sencillo.

Me gustas cuando callas porque estás como ausente.
Distante y dolorosa como si hubieras muerto.
Una palabra entonces, una sonrisa bastan.
Y estoy alegre, alegre de que no sea cierto."

Pablo Neruda

lunes, 28 de octubre de 2013

Rigoletto



"RIGOLETTO
Ah! Solo per me l’infamia
a te chiedeva, o Dio...
ch’ella potesse ascendere
quanto caduto er’io.
Ah, presso del patibolo
bisogna ben l’altare!
Ma tutto ora scompare,
l’altar si rovesciò!
(a Gilda) 
Piangi, fanciulla, piangi...

GILDA
Padre!

RIGOLETTO
... scorrer fa il pianto sul mio cor."

Ópera: Giuseppe Verdi
Libreto: Francesco Maria Piave

domingo, 27 de octubre de 2013

And please don't find her skin when you turn the lights out


cubierta de palabras
para ser real
en un sábado corriente
se me ofrece una noche
electrocutada

pero siempre hay un lugar mejor
en el que enterrarse
siempre hay un niño que dejar vivir
en el recuerdo
o quizá simplemente haya un asesinato
que esconder bajo las sílabas de las piedras

aun así
y quedando precipitadamente lejos
de los funerales de la memoria
espero bajo el mismo torrente de nutrias
la imantación de una noche eclipsada por el sueño
lejos de la electricidad estática
de mi cuerpo rozando con mi sombra



(Scheherazade)

viernes, 25 de octubre de 2013

Naked bodies look like porcelain

dos cuerpos ensangrentados amándose
más allá de la lluvia de cemento y veneno
enredados bajo la tierra
por donde anda su misma y única
enredada sombra

jueves, 24 de octubre de 2013

Sepultados bajo el hormigón

"Y entonces vino lo peor: nada. Nada de nada durante diez años, nada durante 3.652 días y 3.653 noches. Se acabó el juego, los juegos, la sal de mi existencia. He equivocado mi vida como los protagonistas de las tragedias de Racine; Hermione en versión tío. “¿Dónde estoy?”, “¿qué he hecho?”, “¿qué debo hacer ahora?”, “¿qué arrebato me arrastra?”, “¿qué dolor me atenaza...?”.
No puedo saber si amo o si odio. Sophie me ha matado, asesinado, degollado, follado, y muchas otras rimas bobas. Hasta que acabé por considerarlo parte del pasado y por conformarme con la insípida felicidad de mi existencia: el amor, la familia, el trabajo, la antena parabólica... puro Racine, ya os lo he dicho.
Os resumo mi vida a los 35 años. Lo tenía todo: una mujer, dos hijos, tres colegas, cuatro préstamos, cinco semanas de vacaciones, seis años de antigüedad en la empresa, siete veces mi peso en equipos de sonido, ocho coitos conyugales al trimestre, nueve veces el perímetro terrestre en envases de plástico, bandejas de poliestireno y otros envoltorios alimentarios no biodegradables... y diez años sin ver a mi padre. La felicidad. El lote completo del tirano que quise ser desde mi infancia. De modo que ser adulto era esto… tener un velocímetro que marca de 0 a 210 pero no ir nunca a más de 60; unas 40 meteduras de pata como esta con mi padre, 96 mentiras a mi jefe...

- ¿Sí? Dorzak, ya voy... no, no, ya voy, ya voy, tardaré unos 10 años como mucho... digo, unos 10 minutos... no, no, empieza la reunión sin mí, ya sabes cómo son los atascos de los lunes...

Ahora 97. 123 pesadillas en las que por fin me había convertido en un tirano...
La ciudad había cambiado. La muerte también. 489 horas vagando por el cementerio con la esperanza de que ella regresara para cantarme de nuevo La vie en rose. Creía que no la necesitaba. Haber pensado que mamá sabía volar gracias al juego... hay que ver lo equivocado que estaba.
Estaba tranquilo. Llevaba 10 años día tras día sin tener noticias de Sophie. La apuesta finalizaba hoy con la precisión implacable de un metrónomo, pero seguía sin noticias, ni una palabra de ella. Estaba claro que me había olvidado.
Yo a ella no."

Jeux d'enfants
(cap ou pas cap?)

You can try to sink down deeply and find the children lost at sea

"REINA
Querido Hamlet, sal de tu penumbra
y mira a Dinamarca con ojos de afecto.
No quieras estar siempre con párpado abatido,
buscando en el polvo a tu noble padre.
Sabes que es ley común: lo que vive, morirá,
pasando por la vida hacia la eternidad.

HAMLET
Sí, señora, es ley común.

REINA
Si lo es, ¿por qué parece para ti tan singular?

HAMLET
¿Parece, señora? No: es. En mí no hay «parecer».
No es mi capa negra, buena madre,
ni mi constante luto riguroso,
ni suspiros de un aliento entrecortado,
no, ni ríos que manan de los ojos,
ni expresión decaída de la cara,
con todos los modos, formas y muestras de dolor,
lo que puede retratarme; todo eso es «parecer»,
pues son gestos que se pueden simular.
Lo que yo llevo dentro no se expresa;
lo demás es ropaje de la pena."

William Shakespeare

miércoles, 23 de octubre de 2013

0.47

te he visto en las noches
entre las manos del amanecer
saliendo de todo para más
para los números las luces y la sangre
alimentando el filo de la aguja
pero no traigas un mañana
en el que no pueda moverme

puedes dejarme en cualquier sitio
arrancarme el mar
de las entrañas
calcinar mis nervios
quedarte con los insectos
y no con el cadáver
que cargas sobre los hombros
pero no traigas un mañana
que no pueda crecer en este útero

puedes llenarme de raíces y crecerme dentro
destrozar mis costillas para las ramas de tu árbol
limpiar las huellas
de los dedos de la imprudencia
pero no traigas un mañana
que no pueda sostenerse

puedes, puedes
siempre puedes
encontrar cualquier otro sitio
otras formas de vida
minúsculas
que perseguir
otro pulmón oxidado por el aire
pero no traigas la esperanza
a un mañana que no es posible

martes, 22 de octubre de 2013

San Manuel Bueno, mártir

"-¡Qué hombre! -me decía-. Mira, ayer, paseando a orillas del lago, me dijo: «He aquí mi tentación mayor.»  Y como yo le interrogase con la mirada, añadió : «Mi pobre padre, que murió de cerca de noventa años, se pasó la vida, según me lo confesó él mismo, torturado por la tentación del suicidio, que le venía no recordaba desde cuándo, de nación, decía, y defendiéndose de ella. Y esa defensa fue su vida. Para no sucumbir a tal tentación extremaba los cuidados por conservar la vida. Me contó escenas terribles. Me parecía como una locura.Y yo la he heredado. ¡Y cómo me llama esa agua que con su aparente quietud -la corriente va por dentro- espeja al cielo! ¡Mi vida, Lázaro, es una especie de suicidio continuo, un combate contra el suicidio, que es igual;  pero que vivan ellos, que vivan los nuestros!» Y luego añadió: «Aquí se remansa el río en lago, para luego, bajando a la meseta, precipitarse en cascadas, saltos y torrenteras por las hoces y encañadas, junto a la cuidad, y así se remansa la vida, aquí en la aldea. Pero la tentación del suicidio es mayor aquí, junto al remanso que espeja de noche las estrellas, que no junto a las cascadas que dan miedo. Mira, Lázaro, he asistido a bien morir a pobres aldeanos, ignorantes, analfabetos que apenas si habían salido de la aldea, y he podido saber de sus labios, y cuando no adivinarlo, la verdadera causa de su enfermedad de muerte, y he podido mirar, allí, a la cabecera de su lecho de muerte, toda la negrura de la sima del tedio de vivir. ¡Mil veces peor que el hambre! Sigamos, pues, Lázaro, suicidándonos en nuestra obra y en nuestro pueblo, y que sueñe éste su vida como el lago sueña el cielo.»"

Miguel de Unamuno

How I wish you were here...

lunes, 21 de octubre de 2013

Contigo

"¿Mi tierra?
Mi tierra eres tú.

¿Mi gente?
Mi gente eres tú.

El destierro y la muerte
para mí están donde
no estés tú.

¿Y mi vida?
Dime, mi vida,
¿qué es, si no eres tú?"

Luis Cernuda

0.12

la realidad pendular de costilla a costilla
casi como un ruido blanco
deslumbrado
que en contacto con la mirada
se diluye
se abre

la perfección en su rotura
los ojos cerrados de la misericordia
millones de ojos sin rostro
que tragarán una por una cada espina
hasta alcanzar la ilusión de la sobredosis
hasta la quiebra de la palabra
en el borde del labio
hasta alcanzar
paulatinamente
el día en la noche

sábado, 19 de octubre de 2013

2.17

la fina línea de mi conciencia
o el calor de la mañana
cayendo sobre el aluminio de los cuerpos

una historia simple
como el aire cálido de las bocas
aire sobre la línea
el párpado arrancado en este cielo de migraña
la verdad
vista hasta deslumbrar la luz

quizá hayamos mojado demasiadas veces
nuestras manos en el océano del amanecer
para ser amados

viernes, 18 de octubre de 2013

V

"Santa Ana

Hoy me siento triste, deprimido, mansamente desesperado. No encuentro aquí el sosiego que apetecía: mi cerebro está vacío de fe. Me engaño a veces a mí mismo; lo que pretendo creer, es puro sentimentalismo; es la sensación de la liturgia, del canto,del silencio de los claustros, de estas sombras que van y vienen calladamente... Ahora, en estos momentos, apenas si tengo fuerzas para escribir; la abulia paraliza mi voluntad. ¿Para qué? ¿Para qué hacer nada? Yo creo que la vida es el mal, y que todo lo que hagamos para acrecentar la vida, es fomentar esta perdurable agonía sobre un átomo perdido en lo infinito... Lo humano, lo justo sería acabar el dolor acabando la especie. Entonces, si la humanidad se decidiera a renunciar a este estúpido deseo de continuación, viviría siquiera un día plenamente, enormemente; gozaría siquiera un instante con toda la intensidad que nuestro organismo consiente. Y ya, después, el hombre acabaría en dulce senectud y ante sus ojos no se ofrecería el hórrido espectáculo de unas generaciones que entran dolorosamente en la vida —de unas generaciones que él ha creado inútilmente. Yo no sé si este ideal llegará a realizarse: exige desde luego un grado supremo de consciencia. Y el hombre no podrá llegar a él hasta que no disocie en absoluto y por modo definitivo las ideas de generación y de placer sensual... Sólo entonces, esto que llamaba Schopenhauer la Voluntad cesará de ser, cesará por lo menos en su estado consciente, que es el hombre. Y, ¿quién sabe si lo demás es en realidad? ¿Dónde está después de todo la seguridad de que lo objetivo existe? Berkeley no creía en lo objetivo. El mundo son nuestros sentidos; nuestros sentidos pueden ser una ilusión. Además, ¿cómo es el universo de grande? ¿Cómo saberlo sin término de comparación? Recuerdo haber leído en un libro de Lógica del médico Andrés Piquer, que si el mundo fuera como una naranja y de repente se achicase hasta el tamaño de una cabeza de alfiler, continuaríamos sus habitantes viendo todas las cosas en la misma proporción. Y ésta sí que es una broma lamentable: acaso la inmensidad del universo que los poetas cantan, sea un miserable puñado de lentejas, o cosa parecida, que un monstruo agita un momento en su mano... ¡Un momento! Porque el tiempo está en relación con nuestra receptividad de sensaciones; un insecto que vive un mes, vive tanto, a su juicio, como nosotros que vivimos cincuenta años. Y estos cincuenta años pudieran ser un segundo para un ser superior o distinto del hombre... He leído en alguna parte que si fuésemos capaces de observar distintamente diez mil acontecimientos en un segundo en vez de diez, como lo hacemos ahora por término medio, y nuestra vida contuviera el mismo número de impresiones, entonces ésta sería mil veces más corta... Viviríamos menos de un mes; no conoceríamos personalmente nada del cambio de las estaciones; si hubiésemos nacido en el invierno creeríamos en el verano como ahora creemos en los calores de la época carbonífera; los movimientos de los seres organizados serían tan lentos para nuestros sentidos que más bien los inferiríamos que los percibiríamos; el sol se mantendría inmóvil en el cielo; la luna apenas cambiaría... ¿Quién puede afirmar que los cincuenta años de nuestra vida no son un mes tan sólo y que esa época carbonífera será para otros seres distintos de nosotros que no existen, pero que pueden existir, lo que para nosotros el verano?
¡Esta vida es una cosa absurda! ¿Cuál es la causa final de la vida? No lo sabemos:unos hombres vienen después de otros hombres sobre un pedazo de materia que se llama mundo. Luego el mundo se hace inhabitable y los hombres perecen; más tarde los átomos se combinan de otra manera y dan nacimiento a un mundo flamante. Y, ¿así hasta lo infinito? Parece ser que no; un físico alemán —porque los alemanes son los que saben estas cosas— opina que la materia perderá al fin su energía potencial y quedará inservible para nuevas transmutaciones. ¡Digno remate! ¡Espectáculo sorprendente! La materia gastada de tanta muchedumbre de mundos, permanecerá —¿dónde?— eternamente como un inmenso montón de escombros... Y esta hipótesis —digna de ser axioma— que se llama la entropia del universo, al fin es un consuelo; es la promesa, un poco larga ¡ay!, del reposo de todo, de la muerte de todo.
En días como éste, yo siento ansia de esta inercia. Mi pensamiento parece abismado en alguna cueva tenebrosa. Me levanto, doy un par de vueltas por la habitación, como un autómata; me siento luego; cojo un libro; leo cuatro líneas; lo dejo; tomo la pluma; pienso estúpidamente ante las cuartillas; escribo seis u ocho frases; me canso; dejo la pluma; torno a mis reflexiones... Siento pesadez en el cráneo; las asociaciones de las ideas son lentas, torpes, opacas; apenas puedo coordinar una frase pintoresca... Y hay momentos en que quiero rebelarme, en que quiero salir de este estupor, en que cojo la pluma e intento hacer una página enérgica, algo fuerte,algo que viva... ¡Y no puedo, no puedo! Dejo la pluma; no tengo fuerzas. ¡Y me dan ganas de llorar, de no ser nada, de no ser nada, de disgregarme en la materia, de ser el agua que corre, el viento que pasa, el humo que se pierde en el azul!"

José Martínez Ruiz "Azorín"

jueves, 17 de octubre de 2013

Sun's song

Caspar David Friedrich

"The rising sun will eventually set
a newborn's life will fade.
From sun to moon, moon to sun...
give peaceful rest to the living dead."

miércoles, 16 de octubre de 2013

1/2 gram Cocaine

Bryan Lewis Saunders

mordidos por cien ojos
retales
de mi rostro putrefacto
pegados a la máscara

martes, 15 de octubre de 2013

Para Jane

"225 días bajo la hierba
y sabes más que yo.

hace mucho que te has quedado sin sangre,
eres leña seca en una cesta.

¿es así como son las cosas?

en esta habitación
las horas del amor
aún hacen sombras.

cuando te fuiste
te llevaste casi
todo.

me arrodillo por las noches
ante tigres
que no me dejan tranquilo.

lo que fuiste
no se repetirá.

los tigres me han encontrado
y no me importa."

Charles Bukowski

0.04

sangre vacía
raíces enredadas en los brazos
insuficiencia mental para
escapar de esta cárcel
abierta

no importa la longitud
no existe el espacio cuando
otro día de sombra caliente
se está rompiendo
en mi espalda

no importa el tiempo
no hay cabida en su brevedad
ahora los segundos
están
pasando
a ser
primeros

viernes, 11 de octubre de 2013

«La persona detrás de la puerta cerrada»

"No llores con tus ojos grises porque tus ojos no se parecen a las estrellas. El humo, el gris, la niebla: ¿con qué escribir el poema sin estos brazos rígidos, sin estos huesos torcidos de abrazar sombras? Me veo despertar, me veo ver que no está, me veo por el ojo de la cerradura: mi atroz imaginación, no entiendo el porqué de tanta ausencia.
Llena con tu muerte el vacío de tu vida. Arráncate de ti. Y el calor, el verano comiéndote, pudriéndote. Llena con tu sol el vacío de tus noches. Y esta piedad sin motivo, este amor sin objeto llevado como un objeto precioso cuando en verdad no hay qué respirar. Llena con tu silencio el vacío de tus palabras. Hubiera querido llorar innumerablemente. La ausencia de quien yo sé pesa en esta imposibilidad de desear."

Alejandra Pizarnik

jueves, 10 de octubre de 2013

martes, 8 de octubre de 2013

An die Nachgeborenen / Als nascuts després

2

"In die Städte kam ich zur Zeit der Unordnung
Als da Hunger herrschte.
Unter die Menschen kam ich zu der Zeit des Aufruhrs
Und ich empörte mich mit ihnen.
So verging meine Zeit
Die auf Erden mir gegeben war.

Mein Essen aß ich zwischen den Schlachten
Schlafen legte ich mich unter die Mörder
Der Liebe pflegte ich achtlos
Und die Natur sah ich ohne Geduld.
So verging meine Zeit
Die auf Erden mir gegeben war.
Die Straßen führten in den Sumpf zu meiner Zeit.
Die Sprache verriet mich dem Schlächter.
Ich vermochte nur wenig. Aber die Herrschenden
Saßen ohne mich sicherer, das hoffte ich.
So verging meine Zeit
Die auf Erden mir gegeben war.

Die Kräfte waren gering. Das Ziel
Lag in großer Ferne
Es war deutlich sichtbar, wenn auch für mich
Kaum zu erreichen.
So verging meine Zeit
Die auf Erden mir gegeben war."


[...]


"Vaig arribar a les ciutats a l'hora del desordre
quan regnava la fam.
Vaig arribar entre els homes a l'hora de la revolta
i em vaig revoltar amb ells.
Així va passar el temps
que em va ser donat a la terra.

Menjava entre batalla i batalla
i m'ajeia a dormir entre els assassins.
Feia l'amor distret
i mirava la natura amb impaciència.
Així va passar el temps
que em va ser donat a la terra.

Al meu temps els camins conduïen al llot
la parla em delatava els botxins.
Jo poc podia fer-hi, però aquells que governaven
es trobaven més segurs sense mi. Jo m'ho pensava.
Així va passar el temps
que em va ser donat a la terra.

Les forces eren poques; la meta
molt distant;
perfectactament visible, malgrat que em semblava
difícil d'assolir.
Així va passa el temps
que em va ser donat a la terra."


Original: Bertolt Brecht.
Traducción: Feliu Formosa, Artur Quintana.

jueves, 3 de octubre de 2013

1.20

'¿y si aún podemos ser felices?'
y ante el nuevo estigma yo
dejé caer los jirones de la carne
sobre el asfalto

carne sin nombre
no te siento
tu humillación acaba aquí
tu gusano hambriento ya rasga mis venas
y bebe su vino
áspero

el precio a pagar
fue demasiado alto
el precio a pagar para poder palpar la vida
en su momento
inalcanzable
inabarcable
a través del aire recuerdos prendidos
y atravesándome
cuerdas
siempre en tensión
siempre vibrando
bajo la piel o sobre ella
en todas partes
la misma canción para el nuevo estigma
mis viejos jirones
devorados
por el asfalto
. . .

martes, 1 de octubre de 2013

Els amants

"No hi havia a València dos amants com nosaltres.
Feroçment ens amàvem del matí a la nit.
Tot ho recorde mentre vas estenent la roba.
Han passat anys, molt anys; han passat moltes coses.
De sobte encara em pren aquell vent o l'amor
i rodolem per terra entre abraços i besos.
No comprenem l'amor com un costum amable,
com un costum pacífic de compliment i teles
(i que ens perdone el cast senyor López-Picó).
Es desperta, de sobte, com un vell huracà,
i ens tomba en terra els dos, ens ajunta, ens empeny.
Jo desitjava, a voltes, un amor educat
i en marxa el tocadiscos, negligentment besant-te,
ara un muscle i després el peço d'una orella.
El nostre amor es un amor brusc i salvatge
i tenim l'enyorança amarga de la terra,
d'anar a rebolcons entre besos i arraps.
Què voleu que hi faça! Elemental, ja ho sé.
Ignorem el Petrarca i ignorem moltes coses.
Les Estances de Riba i les Rimas de Bécquer.
Després, tombats en terra de qualsevol manera,
comprenem que som bàrbars, i que aixòno deu ser,
que no estem en l'edat, i tot això i allò.

No hi havia a València dos amants com nosaltres,
car d'amants com nosaltres en són parits ben pocs."

Vicent Andrés Estellés

13.32

la palabra es un crimen
nacimiento vacío de mi conciencia
algo para llenar el hueco
una garganta para el grito
impronunciable
asesinado ante el entendimiento

ahora ya no es
y aunque no sea llegará y pasará
debe caer para empezar

así
el suicidio de mi voz empieza en este punto.

lunes, 30 de septiembre de 2013

Caos y creación

"Llegó aquí entonces la palabra, vinieron juntos Tepeu y Gucumatz, en la oscuridad, en la noche, y hablaron entre sí. Hablaron, pues, consultando entre sí, meditando; se pusieron de acuerdo, juntaron sus palabras y su pensamiento.
Ésta es la relación de cómo todo estaba en suspenso, todo en calma, en silencio; todo inmóvil, callado, y vacía la extensión del cielo. Ésta es la primera relación, el primer discurso. No había todavía un hombre, ni un animal, pájaros, peces, cangrejos, árboles, piedras, cuevas, barrancas, hierbas ni bosques: sólo el cielo existía.
No se manifestaba la faz de la tierra. Sólo estaban el mar en calma y el cielo en toda su extensión. No había nada junto, que hiciera ruido, ni cosa alguna que se moviera, ni se agitara, ni hiciera ruido en el cielo. No había nada que estuviera en pie; sólo el agua en reposo, el mar apacible, solo y tranquilo. No había nada dotado de existencia. Solamente había inmovilidad y silencio en la oscuridad, en la noche. Sólo el Creador, el Formador, Tepeu, Gucumatz, los Progenitores, madre y padre, estaban en el agua rodeados de claridad. Estaban ocultos bajo plumas verdes y azules, por eso se les llama Gucumatz. De grandes sabios, de grandes pensadores es su naturaleza. De esta manera existía el cielo y también el Corazón del Cielo, que éste es el nombre del dios. Así contaban.
Vino, pues, su palabra, y se manifestó con claridad, mientras meditaban que cuando amaneciera debía aparecer el hombre. Entonces dispusieron la creación y crecimiento de los árboles y los bejucos y el nacimiento de la vida y la creación del hombre. Se dispuso así en las tinieblas y en la noche por el Corazón del Cielo, que se llama Huracán.
El primero se llama Caculhá Huracán. El segundo es Chipi Caculhá. El tercero es Raxa Caculhá. Y estos tres son el Corazón del Cielo.
Entonces vinieron juntos Tepeu y Gugumatz; entonces consultaron entre sí sobre la vida y la claridad:
- ¿Cómo se hará para que aclare y amanezca, quién será el que produzca el alimento y el sustento?
- Hágase así. Que se llene el vacío. Que esta agua se retire y desocupe el espacio, que surja la tierra y que se afirme.
Así dijeron:
- Que aclare, que amanezca en el cielo y en la tierra. No habrá gloria ni grandeza en nuestra creación y formación hasta que exista la criatura humana, el hombre formado."

Popol Vuh

miércoles, 25 de septiembre de 2013

2.01

la tombe
les morts dans la nature
orgie et vide nuit
mon abnegation roule dans les yeux
la mort
un supplice trop court
quand vanité m'offrais au poussière
même désert
l'âme et l'esprit
dissous au soleil

à présent
je me révolte

martes, 24 de septiembre de 2013

Vida, ascendencia, nacimiento, crianza y aventuras del doctor Diego de Torres Villarroel

"Tú dirás (como si lo oyera), luego que agarres en tu mano este papel, que en Torres no es virtud, humildad ni entretenimiento escribir su vida, sino desvergüenza pura, truhanada sólida y filosofía insolente de un picarón, que ha hecho negocio en burlarse de sí mismo, y gracia estar haciendo zumba y gresca de todas las gentes del mundo. Y yo diré que tienes razón, como soy cristiano. Prorrumpirás también, después de haberlo leído (si te coge de mal humor), en decir que no tiene doctrina deleitable, novedad sensible, ni locución graciosa, sino muchos disparates, locuras y extravagancias, revueltas entre las brutalidades de un idioma cerril, a ratos sucio, a veces basto y siempre desabrido y mazorral. Y yo te diré, con mucha cachaza, que no hay que hacer ascos, porque no es más limpio el que escucho salir de tu boca, y casi casi tan hediondo y pestilente el que, después de muy fregado y relamido, pone tu vanidad en las imprentas. Puede ser que digas (por meterte a doctor como acostumbras) que porque se me han acabado las ideas, los apodos y las sátiras, he querido pegar con mis huesos, con los de mis difuntos y con los de mi padre y madre, para que no quede, en este mundo ni en el otro, vivo ni muerto que no haya baboseado la grosera boca de mi pluma. Y yo te diré que eso es mentira, porque yo encuentro con las ideas, los apodos y los equívocos cuando los he menester, sin más fatiga que menearme un poco los sesos; y si te parece que te engaño, arrímate a mí, que juro ponerte de manera que no te conozca la madre que te parió. Maliciarás acaso (yo lo creo) que esta inventiva es un solapado arbitrio para poner en el público mis vanidades, disimuladas con la confesión de cuatro pecadillos, queriendo vender por humildad rendida lo que es una soberbia refinada. Y no sospechas mal; y yo, si no hago bien, hago a lo menos lo que he visto hacer a los más devotos, contenidos y remilgados de conciencia; y pues yo trago tus hipocresías y sus fingimientos, embocaos vosotros (pese a vuestra alma) mis artificios, y anden los embustes de mano en mano, que lo demás es irremediable. Dirás, últimamente, que porque no se me olvide ganar dinero, he salido con la invención de venderme la vida. Y yo diré que me haga buen provecho; y si te parece mal que yo gane mi vida con mi Vida, ahórcate, que a mí se me da muy poco de la tuya. Mira, hombre, yo te digo la verdad; no te aporrees ni te mates por lo que no te importa, sosiégate, y reconoce que das con un bergante que desde ahora se empieza a reír de las alabanzas que le pones y de las tachas que le quitas; y ya que murmures, sea blandamente, de modo que no te haga mal al pecho ni a los livianos, que primero es tu salud que todo el mundo. Cuida de tu vida y deja que yo lleve y traiga la mía donde se me antojare, y vamos viviendo, sin añadir pesadumbres excusadas a una vida, que apenas puede con los petardos que sacó de la naturaleza. En las hojas inmediatas, que yo llamo Introducción, pongo los motivos que me dieron la gana y la paciencia de escribir mi Vida; léelos sin prevenir antes el enojo, y te parecerán, si no justos, decentes, y disimula lo demás, porque es lo de menos. Yo sé que cada día te bruman otros escritores con estilos y voces, unas tan malas y otras tan malditas como las que yo te vendo, y te las engulles sin dar una arcada; conmigo solamente guardas una ojeriza irreconciliable, y juro por mi vida que no tienes razón. Seamos amigos, vida nueva, dejemos historias viejas, y aplícate a esta reciente de un pobretón, que ha dejado vivir a todo el mundo sin meterse en sus obras, pensamientos, ni palabras. En este prólogo no hay más que advertir. Quédate con Dios."

Diego de Torres Villarroel

lunes, 23 de septiembre de 2013

1.24

así corre la perspectiva
lejos de las manos
al unísono de las palabras asfixiadas por la luz

así

los pensamientos pueden seguir buceando
en un torbellino de mentiras
nunca ahogados
cobrando espesura y peso
deslizándose hacia abajo
a través de la cañería del desprestigio
para no creer
ni ser
creídos

de este modo
exacto, sí

y ahora que me has visto
puedes arrancarme la piel
cúbrela de ojos blancos para la superfície del niño
para mi mano cubierta de sangre
cúbrela con la seda del silencio
nada de esto se mantendrá cuando el verdadero ojo quede seccionado

quizá
quizá algún que otro momento
tendrá que llegar
si no ha llegado ya lo que siempre espera

posiblemente
ya ha llegado el momento
en el que mi punto de vista quede en coma
de esta manera tan exacta
inequívocamente

así

sábado, 21 de septiembre de 2013

viernes, 20 de septiembre de 2013

No hay palabras

"Tocas un cuerpo, sientes su repetido temblor
bajo tus dedos, el cálido transcurrir de la sangre.
Recorres la estremecida tibieza,
sus corporales sombras, su desvelado resplandor.
No hay palabras. Tocas un cuerpo; un mundo
llena ahora tus manos, empuja su destino.
A través de tu pecho el tiempo pasa,
golpea como un látigo junto a tus labios.
Las horas, un instante se detienen
y arrancas tu pequeña porción de eternidad.
Fueron antes los nombres y las fechas,
la historia clara, lúcida, de dos rostros distantes.
Después, lo que llamas amor, quizá se torne forzada promesa,
levantado muro pretendiendo encerrar,
aquello que únicamente en libertad puede ganarse.
No importa, ahora no importa.
Tocas un cuerpo, en él te hundes,
palpas la vida, real, común. No estás ya solo."

Juan Luis Panero

martes, 17 de septiembre de 2013

jueves, 12 de septiembre de 2013

2.10

contando los agujeros en las manos
o el número de muertos
entre cada dedo
su piel bajo las uñas en un paisaje
a veces
azul

las grietas caen en su propio interior

la paralización de los sentidos no es fruto del miedo

tu sangre plagada de esporas
crece el moho en las paredes de tus venas y
los tornillos no pueden sostenerlo todo
pero quizá la soga pueda

para el verdugo
llega el canto feliz
de los cuellos desdoblados

debería conocer mejor estas paredes
puedo estar bajo la luz de la luna
o el sol
o ambas
cuando la fiebre se desnude ante el sueño
en un paisaje donde quebrarse
los tobillos
cuando deje de caer el yeso
la sincronización entre muerte y ojos vacíos
atenuará los silencios neuróticos sobre tu piel

un lugar para nadie
seamos para nadie
te he perdido en mí y
parece que estemos licuando esta materia sin equilibrio

en nuestro torrente sanguíneo sigue creciendo

sigue

creciendo

lunes, 9 de septiembre de 2013

2.28

me despojo del verano y casi puedo sentir cada gota
como aguijones magnificados
piel nueva sobre la quemadura
o quizá el reflejo de mi canto en algún lugar
ausente de voz
carente de sonido

estírame en la calle donde nadie pueda cubrirse con mi sangre
ya han arrancado mis cuerdas vocales
para la soga de las noches
y algo sigue adorando el silencio
de los casi vivos que sin palabra
se recuerdan muertos
alguien sigue vistiéndome de paños ensangrentados
pero mis venas son la quemadura del recuerdo
donde nada puede ser momificado
nada
ni siquiera
un pecho muerto empolvado
y cubierto de flores
ni siquiera esta herida que todo lo puede
ni el peso de los días cayendo sobre las noches
ni las noches demasiado largas que se deslizan por la columna como un escalofrío
ni el escalofrío más largo que todas esas noches
nada

a veces recordamos y gritamos que la nada pesa demasiado en el sueño
en el que los cuerpos caen al vacío desmembrados
para no llegar a ningún sitio
pero ni el grito ni las manos llegan a entrelazarse
más allá del ojo o las pupilas
como ese punto finísimo de sutura para la línea de lo invariable
una línea para no ser seguida
un final dentro de una historia sin comienzo
porque al fin y al cabo todo comienzo
nace predestinado a cavar su propia sepultura
con uñas demasiado débiles para la tierra
con la distorsión agarrada fuertemente a los tobillos

cuando nacimos muertos nos preguntaron sobre la vida
y les escupimos nuestra rabia que no era más que nuestra realidad condensada
y la repudiaron
limpiaron sus rostros con gesto majestuoso y nos dieron la cruz de nuestras tumbas
nosotros la cargamos sobre nuestras espaldas
entonces comprendí que ese nosotros
no era más que un colectivo ficticio para frenar el deslizamiento estático
por los suelos internos de cada individuo

estaba sola
sola como nunca pensé que alguien podría
entre tanta gente
sola como muchos pensaron que estuvieron y nunca fue como pensaban
sola como todos creyendo ser únicos
con su soledad y su sombra
desconociendo cuál de ambas cosas pesaba más
desconociendo el peso de cualquier cosa
porque nuestro esqueleto no es capaz de soportar más que su propia andadura

entonces desperté flotando sobre los lagos de sangre
dejé de soñar entre los hombres
y abandoné el gusano que corroe las manos
hasta llegar a las inquietas orillas
del vómito y la podredumbre

estamos aquí para quedarnos, dijimos
nadie sabía quién había atravesado las ciudades
la imaginación estaba infectada de otras imaginaciones y sus microbios y su virus sin nombre
dictadura negligente, quisimos decir
para que nadie nos oyera
para que nadie me oyera
porque aunque los arquitectos siguieran elevando sus ciudades hacia adentro
o hacia el centro de las manos
todavía seguíamos solos y carcomidos por el virus colectivo del hombre
aislados entre la multitud
arrancándonos los brazos de los cuerpos
individuo a individuo
y miembro a miembro

viernes, 6 de septiembre de 2013

For air


en cada palabra subrayada
en el gesto
querría poder creer
más de lo que ya
he hecho

mutilando frases
no puedo hacer nada más
la capacidad para sentir
en cortocircuito
mientras algo de mí
sigue bajo la lluvia

más de lo que podía ser
he incendiado mi sangre
mi ritual será eterno en la esencia
de aquello que espera
bajo la tormenta
de palabras sin brazos

miércoles, 4 de septiembre de 2013

Litio

tienes aliento de llama
aliento de todas las cosas concentradas
de mis ciudades que se han perdido
de la selva en la que nunca estuve
de noches vendidas a las mañanas
un aliento para ver la oscuridad
estirada y perezosa ensombreciendo cada esquina
ensombreciendo cada centímetro de piel
desnudo y enrojecido y arañado por el sueño
un aliento arrancado del alma
para mi alma y aliento
un espejo ante otro espejo

un aliento también para la luz
para la tierra y el viento besándose
para la nocturnidad cuando cae de las hojas gota a gota
el cielo abriéndose y cerrándose partido bajo los pies
y todo el verdor de la vida contenido en las manos
como un vaso con el que beberse la muerte
y así
el nuevo nacimiento
el grito en mí y el asalto
a la soledad absoluta de mis antiguos y cerrados ojos

nacen la llama y la luz
cuando en la totalidad de las cosas
encuentro tu aliento
como el abrazo eterno del sol y el alba
en mis ojos

lunes, 2 de septiembre de 2013

Resuscitate in my sleep



"maybe the solitude
distended eventually
empty rooms among synapses

“we must examine our pain.”

(no, not only planarians,
after decapitation, regrow their heads,
but keep their memory)

“we must look at people as if they were lines and protuberances.”

these unending strips,
the insight without perception and,
once in a while,
the butterfly collector’s hands

“geometry keeps us bolt upright.”

now it is known that nudity
is a kind of going upstream,
visible parts that make other parts invisible,
as in those scary
stories
with planes disappearing from the radar
and, when they alight,
after decades of roam,
the skeletons are still holding
hot paper cups,

the random movement of disclosure
and secret,
when we conquer,
we domesticate
and we bend
to our laws."

Rita Chirian

viernes, 30 de agosto de 2013

Streets of Berlin, will you cry out if I vanish into thin air?



"2. A medio hacer quedamos, padre, ni cocidos ni crudos, perdidos en la grandeza de este basural interminable, errando y equivocándonos, matando y pidiendo perdón, maníacos depresivos en tu sueño, padre, tu sueño que no tenía límites y que hemos desentrañado mil veces y luego mil veces más, como detectives latinoamericanos perdidos en un laberinto de cristal y barro, viajando bajo la lluvia, viendo películas donde aparecían viejos que gritaban ¡tornado! ¡tornado!, mirando las cosas por última vez, pero sin verlas, como espectros,como ranas en el fondo de un pozo, padre, perdidos en la miseria de tu sueño utópico, perdidos en la variedad de tus voces y de tus abismos, maníacos depresivos en la inabarcable sala del Infierno donde se cocina tu Humor.
3. A medio hacer, ni crudos ni cocidos, bipolares capaces de cabalgar el huracán."

Roberto Bolaño


(take out his eyes, he never needs to see how they eat you alive in the city...)

lunes, 26 de agosto de 2013

4.48

“Todavía esa agua negra
tan profunda como siempre
tan fría como el cielo
tan quieta como mi corazón cuando no oye tu voz
me congelaré en el infierno
claro que te quiero
me has salvado la vida.

Preferiría que no lo hubieses hecho
preferiría que no lo hubieses hecho
preferiría que me hubieses dejado sola.
[...]
Siempre te he querido
hasta cuando te odiaba.

La ventanilla se abre.
Luz fría;
empieza la ruptura.
Ya no sé adónde mirar.

Cansada de todas estas búsquedas;
telepatía
y esperanza.

Mirar las estrellas,
predecir el pasado
y cambiar el mundo con un eclipse de plata.

La única cosa que es eterna es la destrucción
estamos todos marchándonos
intentando dejar un signo más duradero que el mío.

No me he matado nunca antes, así que no busquéis precedentes.
Lo que ocurrió primero fue sólo el inicio;
un terror cíclico,
que no es la luna, es la tierra;
una revolución.”

Sarah Kane

domingo, 25 de agosto de 2013

Llegando a esta noche

en la insistencia del ojo inundado de luz
cayeron las formas
y las sombras se anudaron en la garganta
cuando casi llegaba
a esta noche

llegando y no
absorbidos por la cáscara del tiempo
los segundos restringen
el flujo sanguíneo
de una aparente eternidad seca
podrida
endurecida por cada aliento
clavado en los pulmones
y arrancado por la soga

llegando a esta noche
los segundos arrancados
se atragantan en el tiempo

sábado, 24 de agosto de 2013

Belong


"My eternal fear is that if for a brief moment I stop talking, you know… the whole spectacular appearance would disintegrate; people would think there is nobody and nothing there. This is my fear — as if I am nothing who pretends all the time to be somebody, and has to be hyperactive all the time just to fascinate people enough so that they don’t notice that there is nothing."

Slavoj Žižek



Palabras ancladas en la playa de Sitges (now that I've found you and seen behind those eyes, how can I carry on?).

viernes, 23 de agosto de 2013

The universe keeps turning... where do I belong?

la geometría del dolor
las alas
adormecidas por la sangre
la concisión de un fracaso
pequeño
imantado
hacia la nada
imantado hacia otros sueños
igual de pequeños
e igualmente
fracasados

viernes, 16 de agosto de 2013

Tres sombreros de copa

“Y luego, un tren… Y un beso… Y una lágrima de felicidad… ¡Y un hogar! ¡Y un gato! ¡Y un niño…! Y luego, otro gato… Y otro niño… ¡Y un niño…! Y otro niño… ¡Yo no quiero emborracharme…! ¡Yo la quiero…! (Se para frente al armario. Escucha. Lo abre y les dice a TRUDY y a EL ROMÁNTICO ENAMORADO, que están dentro haciéndose el amor.) ¡Hagan el favor de salir de ahí! (Y la pareja de enamorados salen cogidos del brazo y se van, muy amartelados, por la izquierda, deshojando una margarita.)"

Miguel Mihura

miércoles, 14 de agosto de 2013

domingo, 11 de agosto de 2013

Los perros románticos


"En aquel tiempo yo tenía veinte años
y estaba loco.
Había perdido un país
pero había ganado un sueño.
Y si tenía ese sueño
lo demás no importaba.
Ni trabajar ni rezar
ni estudiar en la madrugada
junto a los perros románticos.
Y el sueño vivía en el vacío de mi espíritu.
Una habitación de madera,
en penumbras,
en uno de los pulmones del trópico.
Y a veces me volvía dentro de mí
y visitaba el sueño: estatua eternizada
en pensamientos líquidos,
un gusano blanco retorciéndose
en el amor.
Un amor desbocado.
Un sueño dentro de otro sueño.
Y la pesadilla me decía: crecerás.
Dejarás atrás las imágenes del dolor y del laberinto
y olvidarás.
Pero en aquel tiempo crecer hubiera sido un crimen.
Estoy aquí, dije, con los perros románticos
y aquí me voy a quedar."

Roberto Bolaño


"Cuando crea que todo está perdido a tus ojos me fiaré. / Cuando la derrota compasiva nos convenza de lo inútil / que es seguir luchando, a tus ojos me fiaré."

martes, 6 de agosto de 2013

Inside

mi mirada sigue algo
se ha escapado de los ojos
para seguir
casi corriendo
algo aparentemente
minúsculo
acosadora vacía y dura como el cristal
así es mi mirada

solo en el hueco de unas manos
encontrará descanso
solo en tus manos
mano a mano
encontraré descanso

descanso para una mirada que cae en ti
que muere en ti
descanso para mis sentidos
en tu tacto

viernes, 2 de agosto de 2013

Palabras a Tomás Lago

"Antes de entrar en materia,
Antes, pero mucho antes de entrar en espíritu,
Piensa un poco en ti mismo, Tomás
Lagos y considera lo que está por venir,
También lo que está por huir para siempre
De ti, de mí,
De las personas que nos escuchan.

Me refiero a una sombra,
A ese trozo de ser que tú arrastras
Como a una bestia a quien hay que dar de comer y de beber
Y me refiero a un objeto,
A esos muebles de estilo que tú coleccionas con horror
A esas coronas mortuorias y a esas espantosas sillas de montar,
(Me refiero a una luz).

Te vi por primera vez en Chillán
En una sala llena de sillas y mesas
A unos pasos de la tumba de tu padre.
Tú comías un pollo frío,
A grandes sorbos hacías sonar una botella de vino.

Dime de dónde habías llegado.
El nocturno siguió viaje al sur,
Tú hacías un viaje de placer
O ¿te presentabas acaso vestido de incógnito?

En aquella época ya eras un hombre de edad,
Luego vinieron unas quintas de recreo
Que más parecían mataderos de seres humanos:
Había que andar casi toda la noche en tranvía
Para llegar a ese lugar maldito,
A esa letrina cubierta de flores.

Vinieron también esas conferencias desorganizadas,
Ese polvo mortal de la Feria del Libro,
Vinieron, Tomás, esas elecciones angustiosas,
Esas ilusiones y esas alucinaciones.

¡Qué triste ha sido todo esto!
¡Qué triste! pero ¡qué alegre a la vez!
¡Qué edificante espectáculo hemos dado nosotros
Con nuestras llagas, con nuestros dolores!

A todo lo cual vino a sumarse un afán,
Un temor,
Vinieron a sumarse miles de pequeños dolores,
¡Vino a sumarse, en fin, un dolor más profundo y más agudo!

Piensa, pues, un momento en estas cosas,
En lo poco y nada que va quedando de nosotros,
Si te parece, piensa en el más allá,
Porque es justo pensar
Y porque es útil creer que pensamos."

Nicanor Parra


(yesterday was so delicate)

lunes, 29 de julio de 2013

I've got this soul... it's all fired up

"Por aquel entonces,
yo paseaba por las orillas de un río
que se doraba cada dos o tres atardeceres,
y pensaba que quizá fueras a nacer más tarde,
el mismo verano de mi muerte,
como un árbol alimentado con zumo
de nubes color naranja.
Por todas partes buscaba tu vestido azul y rojo.

Algo después, una noche,
discutimos acerca del valor de las basuras,
sobre lo provechoso de los viajes largos.
Y aquel mismo otoño
te convertiste en la mujer de los muchos nombres,
eras Casiopea, y Pólux, e Isis and Pandora,
y tu pelo no era otro, adivina adivinanza,
que el de Berenice (elemental Mr. Watson).

Y hubo un día, quizá un lunes o un martes,
en que te escribí aquello de que en mi sexo
se encuentra (¡qué barbaridad!), Bagdag,
en mi cerebro crecen los bosques de Canadá:
Pero tú el bosque más frondoso.

Ahora soy tu torpe amante, te quiero etc.
como ante las puertas del invierno, etc. etc."

Bernardo Atxaga

(you're all mine...)

domingo, 28 de julio de 2013

It's a small crime (and I've got no excuse)


"Los muertos pocas veces libertad
alcanzáis a tener, pero la noche
que regresáis es vuestra,
vuestra completamente.

Amada mía, remordimiento mío,
la nuit c'est toi cuando estoy solo
y vuelves tú, comienzas
en tus retratos a reconocerme.

¿Qué daño me recuerda tu sonrisa?
¿Y cuál dureza mía está en tus ojos?
¿Me tranquilizas porque estuve cerca
de ti en algún momento?

La parte de tu muerte que me doy,
la parte de tu muerte que yo puse
de mi cosecha, cómo poder pagártela...
Ni la parte de vida que tuvimos juntos.

¿Cómo poder saber que has perdonado,
conmigo sola en el lugar del crimen?
¿Cómo poder dormir, mientras que tú tiritas
en el rincón más triste de mi cuarto?"

Gil de Biedma


(mañana, al fin)

jueves, 25 de julio de 2013

25



hunde tus raíces en mí
hazme tuya en ti
en mí
en todo lo que pueda ser
como yo soy
en la erupción constante
del precipicio de tus ojos

domingo, 21 de julio de 2013

Solo de piano



"Ya que la vida del hombre no es sino una acción a distancia,
un poco de espuma que brilla en el interior de un vaso;
ya que los árboles no son sino muebles que se agitan:
mo son sino sillas y mesas en movimiento perpetuo;
ya que nosotros mismos no somos más que seres
(como el dios mismo no es otra cosa que dios)
ya que no hablamos para ser escuchados
sino para que los demás hablen
y el eco es anterior a las voces que lo producen;
ya que ni siquiera tenemos el consuelo de un caos
en el jardín que bosteza y que se llena de aire,
un rompecabezas que es preciso resolver antes de morir
para poder resucitar después tranquilamente
cuando se ha usado en exceso de la mujer;
ya que también existe un cielo en el infierno,
dejad que yo también haga algunas cosas:

yo quiero hacer un ruido con los pies
y quiero que mi alma encuentre su cuerpo."

Nicanor Parra

sábado, 20 de julio de 2013

Ébloui par la nuit

me están escupiendo mi propia sangre
en esta herida, sí
mi sangre propia
de sus bocas calientes
de la boca del mundo
desde el gran volcán
y su erupción sangrante
hecha roca
hecha ceniza
hecha nada
la nada sumada a la nada
totalidad
deslumbrada por la noche

viernes, 19 de julio de 2013

Canción

"Quién eres tú repentina
doncella que te desplomas
como la araña que pende
del pétalo de una rosa.

Tu cuerpo relampaguea
entre las maduras pomas
que el aire caliente arranca
del árbol de la centolla.

Caes con el sol, esclava
dorada de la amapola
y lloras entre los brazos
del hombre que te deshoja.

¿Eres mujer o eres dios
muchacha que te incorporas
como una nueva Afrodita,
del fondo de una corola?

Herida en lo más profundo
del cáliz, te desenrollas,
gimes de placer, te estiras,
te rompes como una copa.

Mujer parecida al mar,
-violada entre ola y ola-
eres más ardiente aún
que un cielo de nubes rojas.

La mesa está puesta, muerde
la uva que te trastorna
y besa con ira el duro
cristal que te vuelve loca."

Nicanor Parra

jueves, 18 de julio de 2013

Carta vertical XXXII

"José Ángel
          la luz cae no sé
dónde no hay ya rostro
superficie blanca y el vacío
está ahí para que todo desexista

habíamos olvidado algo
nuestro tiempo ya no es nuestro
mantenido en exceso en el fin te
exilias en el fondo del morir
el movimiento de la relación

he aquí llegada la suspensión
ningún desenlace nada
la ausencia tan cruda
y la materia negra
naufraga en el borde de una boca
tan muda la lengua
hundida en la garganta

el carpetazo al futuro

es preciso un día u otro
anudar la forma de la vida
nacer a la no-presencia
sombra decíamos sombra
era solo la noche
y sus pájaros de aliento
nos bebía ya
todo su porvenir
expurgado por el adiós por el flujo
invertido que corroe por el dolor
organizando la pérdida
quedan claro las cartas pero
sin residencia en el corazón de ninguna

la A de tu Ángel es la moneda
entre los dientes para la travesía
Shiva sería también eficaz
no es necesaria lengua allí
ni siquiera reflexionar
sobre tu condición perpetua

en qué pliegue del cuerpo
se oculta la última señal

has desarraigado el aire
enjaulado tu vida entre dos fechas
nosotros sabemos aún
y tú ya no sabes
demasiada, demasiada espera
nada que pueda esperarse salvo
extensión del mutismo y
silencio silencio silencio

de qué sirve ahora el pensamiento
amor luz y compañía
todo parece amargo
y qué puede la cólera
restos repetición rumiación
hay dientes en todas partes mordiendo
ya sin refugio así
la mortalidad nos contamina

mandíbulas en mano la cosa
extrae la última palabra
devora incluso su rastro
nunca compartiremos la última
representación que resbaló de la cabeza
inexorablemente la comunidad es
arrancada

la extensión de tu vida es ya solo un punto

escribir ese punto
es poner siete letras y esperar
la aniquilación de la nada
nunca se ha sabido defender el cuerpo
hallar la dosis adecuada de duración

ya nada lo peor y aquello
una extraña igualdad entre los muertos
nadamos en su tinta
lamentables de ser
obsesionados por la dirección del flujo y no por ellos

lo que existía por ti existe
aún y sin embargo la vida
retira en nosotros el tú de tú
obscura la vida clara la muerte

el pensamiento hurga en lo negro
con palabras blancas
para subir hacia el fondo
hay que caer decías
riendo al saltar una sentencia tú que
arañabas más bien la cuerda verbal
rudo desnudamiento la desaparición
error sin fin

entre tantas imágenes posibles
elegiste la devoradora

las palabras corporales las que dice la mano
se las ha comido

cenizas y cuál es tu polvo
empaña el placer de vivir
rompemos el lamento
inclinando la nuca
residuo ahora la amistad
y tiempo que se ha agriado

palabras meditadas sueltas destetadas
cumplidas para siempre
las dejamos jugar a ser tú
en las cabezas sentadas a la mesa de los libros
obscura profanación la lectura
resignada a la ausencia
la página se vuelve entonces tumba
y el poema la losa puesta encima

ha escrito ha vivido viejo refrán
un hueso que roe la memoria
en esta devastación sin salida
solo quedan restos
y esas caries chillonas
un paso atrás ante la fosa

tan cruda la disolución
ácida en la punta de la lengua
escuchamos chisporrotear las imágenes
en la piel que hierve

norma agresiva ciega
donde la especie prevalece
devora tranquilamente nuestras luces

luego la gravitación de las cenizas
empolva la máquina mental
conservar la razón es preciso
ante el flujo de los ataúdes
rehén cada uno de nosotros
nacidos para eso a pesar del
NO que el amor arroja
a través en la matanza"

Bernard Noël

miércoles, 17 de julio de 2013

I go back to May 1937

"I see them standing at the formal gates of their colleges,
I see my father strolling out
under the ochre sandstone arch, the
red tiles glinting like bent
plates of blood behind his head, I
see my mother with a few light books at her hip
standing at the pillar made of tiny bricks,
the wrought-iron gate still open behind her, its
sword-tips aglow in the May air,
they are about to graduate, they are about to get married.
They are kids. They are dumb. All they know is they are
innocent, they would never hurt anybody.
I want to go up to them and say ‘Stop,
don’t do it—she’s the wrong woman,
he’s the wrong man, you are going to do things
you cannot imagine you would ever do,
you are going to do bad things to children,
you are going to suffer in ways you have not heard of,
you are going to want to die.’ I want to go
up to them there in the late May sunlight and say it,
her hungry pretty face turning to me,
her pitiful beautiful untouched body,
his arrogant handsome face turning to me,
his pitiful beautiful untouched body,
but I don’t do it. I want to live. I
take them up like the male and female
paper dolls and bang them together
at the hips, like chips of flint, as if to
strike sparks from them, I say
‘do what you are going to do, and I will tell about it’."

Sharon Olds


Gleichgewicht.

viernes, 12 de julio de 2013

Virginia Woolf



"Tuesday.

Dearest,
I feel certain that I am going mad again. I feel we can't go through another of those terrible times. And I shan't recover this time. I begin to hear voices, and I can't concentrate. So I am doing what seems the best thing to do. You have given me the greatest possible happiness. You have been in every way all that anyone could be. I don't think two people could have been happier till this terrible disease came. I can't fight any longer. I know that I am spoiling your life, that without me you could work. And you will I know. You see I can't even write this properly. I can't read. What I want to say is I owe all the happiness of my life to you. You have been entirely patient with me and incredibly good. I want to say that — everybody knows it. If anybody could have saved me it would have been you. Everything has gone from me but the certainty of your goodness. I can't go on spoiling your life any longer.

I don't think two people could have been happier than we have been.

V."

miércoles, 10 de julio de 2013

Picadillo de una noche polaca

"De cada cien personas,

las que todo lo saben mejor;
cincuenta y dos.

las inseguras de cada paso:
casi todo el resto.

las prontas a ayudar,
siempre que no dure mucho:
hasta cuarenta y nueve,

las buenas siempre,
porque no pueden de otra forma:
cuatro o quizá cinco,

las dispuestas a admirar sin envidia:
dieciocho,

las que viven continuamente angustiadas
por algo o por alguien:
setenta y siete,

las capaces de ser felices:
como mucho veintitantas,

las inofensivas de una en una,
pero salvajes en grupo:
más de la mitad seguro,

las crueles
cuando las circunstancias obligan:
eso mejor no saberlo
ni siquiera aproximadamente,

las sabias a posteriori:
no muchas más
que las sabias a priori,

las que de la vida no quieren nada más que cosas:
cuarenta,
aunque quisiera equivocarme,

las encorvadas, doloridas
y sin linterna en lo oscuro:
ochenta y tres,
tarde o temprano,

las dignas de compasión:
noventa y nueve,

las mortales:
cien de cien.
Cifra que por ahora no sufre ningún cambio."

Wislawa Szymborska




Los versos de Szymborska en "Contribución a la estadística" y el vídeo de la lectura final del colectivo Sopa de Poetes sintetizan perfectamente el ambiente encontrado ayer en Torre Muntadas.
Por supuesto, la cosa no se cerró ahí, así que para terminar de resumir la que fue una noche entre Polonia y el Prat, termino esto citando a Czeslaw Milosz:

"Porque a la gente no puede gustarle aquel que alcanza lo prohibido."

lunes, 8 de julio de 2013

Ελευθερία ή θάνατος

"Ares el dios traficante de cadáveres,
sosteniendo la balanza en medio del combate,
desde Troya envía a los deudos
un polvo pesado, calcinado, de difícil llanto,
llenando urnas bien dispuestas
con ceniza a precio de hombre.
Con elogios lamentan a un hombre,
como hábil combatiente,
o caído en gloriosa muerte
"por causa de una mujer ajena".
Estos ladridos se silencian,
y un rencoroso dolor serpea
a los pies de los justicieros Atridas.
Otros allí mismo, en torno a los muros de Troya,
ocupan su propia tumba.
Si tienen, tierra enemiga los cubrió.

Pesado rumor de ciudadanos acompañado de odio;
salda la deuda de la maldición ratificada por el pueblo.
Y a mí me aguarda el desasosiego
de escuchar algo que la noche oculta.
Pues no desatienden los dioses
a los criminales.
Con el tiempo las lóbregas Furias
le ensombrecen la vida
al injustamente afortunado
con una ruina que revierte su fortuna,
y estando entre los invisibles
no hay coraje que le valga.
Pesa el tener gloria arrogante:
sus casas alcanza el rayo de Zeus.
Una dicha carente de envidia distingo:
ni sea yo destructor de ciudades,
ni tampoco vea mi vida prisionera de otros."

Fragmento de la obra Agamenón, de Esquilo, traducido por Gabriel Almirante 

viernes, 5 de julio de 2013

Realidad desconocida

ya han empañado el cristal con su aliento
ya han llegado las manos cubiertas de sal
buscando la oscuridad en el principio
de los ángulos de la luz

el bloque en la mente
un muro de palabras y saliva
para bloquear la castración
pero volverán
volverán para buscar la herida
la costura y el hilo quemado
la perforación
el vómito atorado en la garganta
volverán para reprender las promesas
no pronunciadas

en su salmo
y en el grito de ruido blanco
continua
la sensación endurecida en los ojos
en la mirada que intenta hacer el amor con otra mirada
en la experiencia desolada de un zapato despegado de la sombra
en una sombra sin sombra
ni proyección
continua
la desolación sombría para el amor
y la decapitación para aquellos descalzos
que quisieron amar

del corazón maternal beberán los pecados
de su pecho y para su pecho
el principio sin final
la creación perfecta en la medida justa
la recreación del orden
el reencuentro con el silencio
y la imperfección desmedida
en todas las cosas

pero cuando ya sabíamos que habían llegado
para empañar el cristal y todos los cristales
como un único cristal de miles de vasos rotos
de millones de vasos rotos
ya era demasiado tarde para una nueva mañana
demasiado tarde en la hora de encontrarse
cara a cara
con el sol
y su enfermedad mezquina de quemaduras incesantes
ahora
cara a cara con el precipicio
solo hay aire

este aire momificado
quizá acabará
en cielos agudos y punzantes
bajo los que caer
y sucumbir
en cielos helados sin más escarcha
que cuatro nubes mal colgadas
y un foco torcido
apuntando mal
pero apuntando a alguna parte

pero ya no hay partes ni totales
ya no hay o nunca hubo
contando los barrotes de esta celda
y pensando celda hasta la saciedad
de mis barrotes de hueso
el desgaste de esta esquina está rozando la demencia
la demencia del mundo
en una mirada que son todas

lo indivisible es tan ficticio como las madrugadas
todo partido en dos
todo en ninguna parte
hasta el momento de la unión la podredumbre se hará hueco
y en la cicatriz descosida de la mirada vacía
solo cabrá una mujer sin nombre
una mujer que no es una mujer
una mujer que es él y son todas
ellos y ella y la cabida
para todo lo que intentó ser
y no fue
más allá de un cristal para el aliento
atragantado por una mano ahogada en la salina

jueves, 4 de julio de 2013

Ordinary vanity

nadie a la luz
nadie en el péndulo
nadie en la onda
nadie, nadie

nadie en la luz
péndulo y onda
se contraen
y contradicen

el orden de la vanidad
cae
el caos alimenta
la ira
de los seres
sin luz

nadie para la luz
nadie esta vez
en reloj ni sonido
ya es la hora
para martillear
las paredes
del ocaso

todos buscarán el fondo
la sangre
y el sudor
la palpitación
o algo que crear
para llenar este centro

pero nadie tiene la luz
porque no hay sombra
que alcance
la furia de un sol
que proyecta
y no crea

nadie a la luz
nadie en el péndulo
nadie en la onda
nadie, nadie
solo manos que se arrancan
las sombras
cosidas a la huella

martes, 2 de julio de 2013

Lúcidos

"- Cuando un hombre se mete en la cama con otro hombre para hacer el amor es igual que con una mujer. Haces todo lo que te da placer; haces y dejas hacer.
- ¿Te gustan más los hombres que las mujeres?
- ¿En general, dices? No... de qué sexo sean en realidad me da igual, es lo que menos me importa; me puede gustar un hombre tanto como una mujer. El placer no está en follar, es igual que con las drogas. A mí no me atrae un buen culo, un par de tetas, una polla así de gorda... bueno, no es que no me atraigan; claro que me atraen, me encantan... pero no me seducen. Me seducen las mentes, me seduce la inteligencia, me seduce una cara y un cuerpo cuando veo que hay una mente que los mueve que vale la pena conocer... conocer, poseer, dominar, admirar.... la mente, Hache. Yo hago el amor con las mentes. Hay que follarse a las mentes."

Martín (Hache)

domingo, 30 de junio de 2013

He de beber de ti hasta que la noche se abra

Zdzislaw Beksinski

"No puedo hablar con mi voz sino con mis voces.

Sus ojos eran la entrada del templo, para mí, que soy errante, que amo y muero. Y hubiese cantado hasta hacerme una con la noche, hasta deshacerme desnuda en la entrada del tiempo.

Un canto que atravieso como un túnel.

Presencias inquietantes,
gestos de figuras que se aparecen vivientes por obra de un lenguaje que las alude,
signos que insinúan terrores insolubles.

Una vibración de los cimientos, un trepidar de los fundamentos, drenan y barrenan,
y he sabido dónde se aposenta aquello tan otro que es yo, que espera que me calle para tomar posesión de mí y drenar y barrenar los cimientos, los fundamentos,
aquello me es adverso desde mí, conspira, toma posesión de mi terreno baldío,

no, he de hacer algo,
no, no he de hacer nada,

algo en mi no se abandona a la cascada de cenizas que me arrasa dentro de mí con ella que es yo, conmigo que soy ella y que soy yo, indeciblemente distinta de ella.

En el silencio mismo (no en el mismo silencio) tragar noche, una noche inmensa inmersa en el sigilo de los pasos perdidos.

No puedo hablar para nada decir. Por eso nos perdemos, yo y el poema, en la tentativa inútil de trancribir relaciones ardientes.

¿A dónde la conduce esta escritura? A lo negro, a lo estéril, a lo fragmentado.

las muñecas desventradas por mis antiguas manos de muñeca, la desilusión al encontrar pura estopa (pura estepa tu memoria): el padre, que tuvo que ser Tiresias, flota en el río. Pero tú, ¿por qué te dejaste asesinar escuchando cuentos de álamos nevados?

Yo quería que mis dedos de muñeca penetraran en las teclas. Yo no quería rozar, como una araña, el teclado. Yo quería entrar en el teclado para entrar adentro de la música para tener una patria. Pero la música se movía, se apresuraba. Solo cuando un refrán reincidía, alentaba en mi la esperanza de que se abasteciera algo parecido a una estación de trenes, quiero decir: un punto de partida firme y seguro; un lugar desde el cual partir, desde el lugar, hacia el lugar, en unión y fusión con el lugar. pero el refrán era demasiado breve, de modo que yo no podía fundar una estación pues no contaba más que con un tren salido de los rieles que se contorsionaba y se distorsionaba. Entonces abandoné la música y sus traiciones porque la música estaba más arriba o más abajo, pero no en el centro, en el lugar de la fusión y del encuentro. (Tú que fuiste mi única patria ¿en dónde buscarte? Tal vez en este poema que voy escribiendo).

Una noche en el circo recobré un lenguaje perdido en el momento que los jinetes con antorchas en la mano galopaban en ronda feroz sobre corceles negros. Ni en mis sueños de dicha existirá un coro de ángeles que suministre algo semejante a los sonidos calientes para mi corazón de los cascos contra las arenas.

(Y me dijo: Escribe; porque estas palabras son fieles y verdaderas).

(Es un hombre o una piedra o un árbol el que va a comenzar el canto…)

Y era un estremecimiento suavemente trepidante (lo digo para aleccionar a la que extravió en mí su musicalidad y trepida con más disonancia que un caballo azuzado por una antorcha en las arenas de un país extranjero).

Estaba abrazada al suelo, diciendo un nombre. Creí que me había muerto y que la muerte era decir un nombre sin cesar.

No es esto, tal vez, lo que quiero decir. Este decir y decirse no es grato. No puedo hablar con mi voz sino con mis voces. También este poema es posible que sea una trampa, un escenario más.

Cuando el barco alternó su ritmo y vaciló en el agua violenta, me erguí como la amazona que domina solamente con sus ojos azules al caballo que se encabrita (¿o fue con sus ojos azules?). El agua verde en mi cara, he de beber de ti hasta que la noche se abra. Nadie puede salvarme pues soy invisible aún para mí que me llamo con tu voz. ¿En dónde estoy? Estoy en un jardín.

Hay un jardín."

Alejandra Pizarnik